el edificio más visitado de toda Francia

Arde Notre Dame de París, uno de los iconos turísticos de Europa


R. R. | Buenos Aires | 16 de abril de 2019 2 comentarios


TEMAS RELACIONADOS: , , ,


El incendio en la catedral gótica de Notre Dame de París está controlado desde esta madrugada y se estudia si la estructura del edificio, que no ha sido afectada, podrá soportar los daños que le ha causado el fuego. Notre Dame es el edificio más visitado de toda Francia. Su construcción comenzó en 1163 y finalizó en 1345.

La catedral de Notre Dame de París sufrió este lunes un grave incendio que se inició a las 18:50, y que provocó que tanto la aguja de la catedral como la cubierta acabaran derrumbándose por la intensidad del fuego. Según apuntan las primeras investigaciones, el incendio está “potencialmente” ligado a las obras en el tejado de la catedral.

El incendio ha quedado “totalmente controlado” este martes a primera hora, pero ahora la cuestión es si la estructura del edificio podrá soportar los daños que le ha causado el fuego. En una comparecencia, el secretario de Estado de Interior, Laurent Núñez, subrayó que “la cuestión ahora es el edificio, cómo va a resistir la estructura al incendio muy grave de esta noche”.

Un centenar de bomberos continuaban esta mañana trabajando en el lugar del desastre, sobre todo para impedir que se reaviven los “focos residuales” que pueden continuar activos. Uno de ellos resultó herido levemente en las labores de extinción, pero no hay ninguna víctima mortal a causa del suceso.

Según ha explicado el ministro francés de Cultura, Franck Riester, dos tercios de la techumbre de la catedral de París se han quemado con el incendio y ahora la prioridad es asegurarse de que no haya focos de fuego que se reaviven. “Hacen falta todavía unas horas para conocer los daños en la estructura”, señaló Riester en una entrevista a la emisora de radio France Info.

Los 400 bomberos disponibles en la ciudad han hecho frente a la situación en unas condiciones muy complicadas. Nada más comenzar su actuación advirtieron de que el acceso al edificio presentó dificultades y reconocieron que se trataba de “un fuego difícil”, hasta el punto de llegar a reconocer que no estaban “seguros de poder detener la propagación” del fuego.

El gobierno francés cree que la catedral “puede haberse salvado”, debido al enfriamiento registrado en los últimos minutos, aunque invitaron a “seguir siendo prudentes”. El secretario de Estado francés del Interior, Laurent Nunez, dijo que “el fuego ha bajado en intensidad” gracias a la labor de los bomberos, por lo que ha entrado “en fase de enfriamiento”.

Para que se confirme esta nueva fase habrá que esperar “unas tres o cuatro horas”, pero con los elementos de los que las autoridades disponen se puede “pensar que la estructura se ha salvado, principalmente la de la torre norte”, que era la que más preocupaba.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sugirió a lo largo de la tarde la utilización de hidroaviones para extinguir las llamas, pero según señalaron autoridades galas, la fuerza del agua habría herido a las personas que se encontraban en las inmediaciones del monumento y habría causado aún más daños a la catedral.

Nada más extenderse las llamas, la policía acordonó la zona y desalojó a los numerosos turistas que se encontraban dentro de la catedral. La gravedad del incendio obligó a iniciar una evacuación de toda la Ile de la Cité, la isla en medio del río Sena donde se encuentra Notre Dame.

La Fiscalía de París ha abierto una investigación para determinar las causas del incendio. Este no afectó al tesoro de la catedral, pero sí a algunos de los mayores retablos. Se está tratando de poner a salvo el mayor número de obras de arte de la catedral, aunque resulta muy complicado por el humo y por que no dejan de desprenderse fragmentos desde la cubierta.

Pese a todo, la Corona de Espinas y la Túnica de San Luis fueron salvadas de las llamas con éxito. Dieciséis estatuas de cobre fueron desenganchadas de la aguja el 11 de abril con motivo de las obras, por lo que estas tampoco sufrirán daños.

Tras conocer la existencia del incendio, el presidente francés, Emmanuel Macron, canceló un discurso que tenía previsto anoche a las 20:00 horas para desgranar las principales medidas adoptadas tras haber consultado al pueblo como respuesta a las manifestaciones de los llamados ‘chalecos amarillos’.

“Lo peor se ha evitado, aunque la batalla todavía no se ha ganado totalmente. Las próximas horas serán difíciles, pero gracias a su coraje (de los bomberos) la fachada y las dos torres principales no se han caído”, dijo en una declaración a la prensa.

“A partir de mañana pondremos en marcha una suscripción nacional y más allá de las fronteras de Francia. Y haremos un llamamiento a los mayores talentos” para así “reconstruir Notre Dame todos juntos”, y anunció que se lanzará una campaña de recolección de fondos, tanto en Francia como en el extranjero, para ese proyecto.

El rector-arcipreste de Notre Dame, Patrick Chauvet, ha anunciado que se han salvado dos de los objetos religiosos más importantes que albergaba la catedral: la Corona de Espinas y la Túnica de San Luis. La reliquia de la Corona de Espinas corresponde a la corona que los soldados romanos colocaron a Jesús de Nazaret en la cabeza durante su crucifixión para burlarse de él.

El otro objeto rescatado es la Túnica de San Luis, un jubón que supuestamente perteneció al Rey Luix IX (1214-1270), último monarca europeo que se embarcó en una cruzada para recuperar Jerusalén.

Además de estos dos objetos, el secretario de Estado de Interior del Gobierno francés, Laurent Nuñez, ha dado por «salvada» la estructura de la Catedral de Notre Dame gracias a los esfuerzos de los bomberos que han logrado limitar los daños causados por el grave incendio que ha devastado toda la cubierta del edificio.

«El fuego ha disminuido en intensidad, por lo que podemos pensar que la estructura de Notre Dame está salvada, en especial el campanario norte», ha afirmado Nuñez en declaraciones recogidas por la prensa francesa. Por esto, las dos torres de Notre Dame se han salvado que era la prioridad de los bomberos tras la caída de la aguja y la bóveda sobre la nave de la catedral.

Poco más se sabe sobre el resto de reliquias que albergaba el templo. En la cabecera del templo se situaba, hasta ahora, el monumento de la Piedad de Nicolas Coustou (realizada en el siglo VIII). El estado de los Rosetones, las tres ventanas que albergaban las hermosas vidrieras de la catedral, tampoco ha trascendido.

La catedral de Notre Dame de París es algo más que un templo cristiano ubicado en el centro de la capital francesa.  Aunque también se suele citar a la catedral de Reims, Notre Dame terminó de configurar el canon del gótico francés que terminaría extendiéndose por buena parte de Europa, España incluida. Su huella es palpable en León, Burgos y Cuenca, entre otras catedrales.

La bóveda de crucería, uno de los principales logros del gótico, alcanzó en París cotas de sofisticación nunca vistas. Gracias a ella, las catedrales se elevaron en altura y los muros perdieron su misión sustendora, lo que favoreció la aparición de vidrieras.

Con más de 10 millones de visitantes, la catedral parisina es el lugar preferido por los turistas que visitan Francia. Ello ha provocado numerosas restauraciones y adecuaciones del espacio circundante para acoger a las masas. Además del valor arquitectónico del edificio, Notre Dame atesora un importantísimo legado escultórico en las portadas y también en las alturas, en gárgolas con formas de quimeras y estirges.

Además de ser un templo religioso y cultural, la catedral parisina es también un símbolo de la Resistencia contra la invasión nazi, en la Segunda Guerra Mundial. Frente a las imágenes de Hitler junto a la Torre Eiffel o las tropas del Tercer Reich pasando por el Arco del Triunfo, se contraponía la imagen de los soldados estadounidenses liberando París, con las dos torres góticas enmarcando la escena.

La familia Pinault, una de las mayores fortunas de Francia, ha comunicado que donará 100 millones de euros para reconstruir la catedral de Notre-Dame de París, después de que un incendio iniciado el lunes por la tarde haya provocado graves daños en el edificio.

La donación se canalizará a través de Artémis, la sociedad de inversión familiar que cuenta con más de 30.000 millones de euros en activos. Entre ellos, la casa de subastas Christie’s y la compañía Kering, que gestiona marcas de lujo comoSaint Laurent, Gucci o Alexander McQueen.

Además, el grupo empresarial Louis Vuitton Moët Hennessy, del empresario francés Bernard Arnault, ha anunciado la donación de 200 millones, tras el grave incendio registrado el lunes y que este martes se ha dado por controlado.


País

Sector

Acepto la política de protección de datos - Ver

Comentarios

Ordenar:   nuevos | antiguos | más valorados

Es muy fácil, ese incendio fue provocado con las siguientes intenciones, hacer que los chalecos amarillos dejen de manifestarse, hay un descontento con Macron, su gobierno, su entorno y sus relaciones internacionales, pero sobre todo con sus politicas neoliberales, y hay que tener en cuenta que nadie quería pagar la restauración de la catedral, se tubo que pedir dinero a personas, entidades y empresas, incluso llego dinero de EE.UU 100 millones de dolares y ahora de repente todos los empresarios quieren aportar en la reconstrucción, para mi provocado con la idea de frenar el movimiento de los chalecos y darle mejor imagen a Macron, espero que los franceses luchen por su república y se sepa la verdad, y que casualidad que pudieron sacar las obras, de un incendio nivel 3 que tipos de equipos usaron, la verdad es que no saben mentir.

Romaco, me parece que acusa usted sin pruebas, pero si las tiene, apórtelas.


LA FIRMA


Álvaro Alcocer
Analista aéreo de REPORTUR

El pasillo único


OPINIONES ANTERIORES