lo ven como una industria estratégica para el país

La apertura de Irán, una ocasión histórica para el turismo


J. M. R. | 16 de abril de 2017 Deja un comentario


TEMAS RELACIONADOS: , , , , ,


Las empresas turísticas, en especial las españolas, tienen en Irán una oportunidad histórica para beneficiarse del esperado ‘boom’ del país. Las autoridades locales quieren confiar a España y sus países vecinos el desarrollo de la industria. Tras el acuerdo nuclear, se abre un nuevo destino con un potencial pocas veces antes visto, lo mismo que ocurre con el mercado emisor. Es una ocasión de oro para lo que se considera como ‘el país’ en materia de inversión turística.

El poder político y económico iraní quiere que el Turismo sea una industria estratégica para el país. Sabe que tras más 35 años de cerrazón está casi todo por hacer. Actualmente tiene en mente elaborar un ambicioso plan turístico que de forma integral desarrolle el turismo en Irán tanto en sus vertientes de destino como de mercado. Y tienen al ‘know-how’ turístico español como clave en este proyecto.

Las autoridades iraníes no darán prioridad a los americanos en este desarrollo por motivos obvios, ni tan poco a los británicos por ser primos hermanos suyos. Con los alemanes y nórdicos dicen tener dificultades para entenderse. Por ello, han elegido a franceses, españoles e italianos para que lideren los planes de desarrollo y aporten su conocimiento en un Sector donde son claramente referentes en todas sus facetas.

El crecimiento que ya se está viviendo es impresionante. El Gobierno negocia desarrollos de hasta cien hoteles para cadenas como Accor. Han comprado además más de 200 aviones a Airbus y Boeing. Y quieren que los españoles tengan un papel clave en el desarrollo del mercado emisor, además de la adecuación de todo lo que rodea al producto turístico, incluyendo la infraestructura y el urbanismo. Es decir, buscan que España sea clave en la planificación turística.

Accor fue en 2015 la primera cadena internacional en abrir en Irán en 35 años. Le siguieron Meliá con un enorme hotel sobre el Mar Caspio que espera inaugurar este 2017. La alemana Steigenberger y la de Abu Dhabi Rotana fueron otras de las que también abrieron, mientras Marriott ha declarado su intención de desembarcar. El presidente Hassan Rouhani quiere apoyarse en el turismo para impulsar su economía y ha ofrecido una exención de impuestos de hasta 13 años para los nuevos desarrollos hoteleros.

El Gobierno quiere que se abran 300 nuevos hoteles de buena categoría en cinco años. El número de unidades en el país llegó en 2015 a 1.527 hoteles, frente a 912 en 2014, según datos de Euromonitor a los que tuvo acceso la revista Preferente. No obstante, la gran carencia en este sentido es la falta de formación turística del personal tras tanto tiempo de aislamiento internacional.

Irán, no obstante, es un destino con un enorme potencial por varios motivos. En primer lugar, por ubicación, entre China, Europa, Rusia y Oriente Medio. Además, junta las culturas árabes y persa. Su historia es una ventaja respecto a un destino competidor como Dubai, aunque no respecto a otro rival como Turquía, con el que también comparte el tamaño del mercado emisor, que puede superar los 10 millones de viajeros internacionales.

La expectativa de desarrollo turístico se sustenta en la fuerte renovación y ampliación de la flota aérea nacional, actualmente compuesta por unos 250 equipos, a los que se prevén añadir unos 400 con los nuevos pedidos a Airbus sobre todo pero también a Boeing. Ello unido a las obras en los aeropuertos de los cinco principales destinos del país.

Mahan Air, Iran Air y Aseman Airlines son las tres principales aerolíneas del país, y en 2016 llegaron Air France y British, AirAsia X y Air Astana. También ese año se abrieron nuevas rutas y frecuencias de Turkish y Emirates. Y a corto plazo se espera a Oman Air, Austrian, Eurowings y Lufthansa.

Como mercado emisor cuenta con la oportunidad de desarrollar toda la industria de la intermediación online, una vez que con la normalización bancaria se deje atrás el subdesarrollo en los sistemas de pago online. Ello tendría su impacto también en el surgimiento de la aviación low cost.

Las grandes amenazas que pudieran ralentizar el desarrollo del destino serían obviamente las derivadas de los conflictos en la zona. La inestabilidad por la guerra en Siria y las tensiones con Arabia por el liderazgo religioso entre suníes y chíies son un factor nada menor, así como las restricciones al consumo de alcohol de cara a atraer el turismo occidental.

COMO CUBA. Meliá equipara su próximo desembarco en Irán, donde operará el primer hotel internacional de cinco estrellas con lo que en su momento representó para la cadena su entrada en Cuba, hace ya 25 años. La hotelera de la familia Escarrer de nuevo toma la delantera en un país que ofrece muchas oportunidades tras el levantamiento de las sanciones.

“Siempre hemos sido pioneros en el desarrollo de nuevos mercados para la industria turística, por ello es todo un reto para nosotros poner en marcha este proyecto, tan importante para el futuro del sector en este país, en un momento histórico para las relaciones internacionales en la región”, asegura Gabriel Escarrer, consejero delegado de la cadena.

Con el levantamiento de las sanciones que restringían la inversión extranjera en Irán desde 2006 se espera que el sector turístico experimente un boom, pasando de los cinco millones de turistas actuales a veinticinco en 2025.

Meliá confía en el “potencial turístico de Irán” y por eso quiere aprovechar este momento para convertirse en uno de los grupos internacionales de referencia en este mercado. De momento se estrena con el Gran Meliá Ghoo, de 319 habitaciones, pero aspira a abrir nuevos establecimientos en ciudades como Tabriz, Mashad, Shiraz y Esfahan.


Acepto la política de protección de datos - Ver

Comentarios


LA FIRMA


Sergio González Rubiera
Socio de Acti Consultores

Necesaria una Campaña de Promoción


OPINIONES ANTERIORES