Ahora suman el 67%

Dueños de Air Europa buscan dominar todo el capital de Globalia


R. R. | Buenos Aires | 20 de marzo de 2018 Deja un comentario


TEMAS RELACIONADOS: , , , , , , , , , , , ,


La familia Hidalgo ultima un acuerdo con un fondo para recomprar cerca del 30% del capital de Globalia que suman el Banco Santander, Unicaja, Abel Matutes y el hermano díscolo del fundador, Juan Antonio Hidalgo. Actualmente, Juan José Hidalgo, su esposa Avelina Gutiérrez, y sus dos hijas, María José y Cristina, controlan conjuntamente entre los cuatro casi un 67% del grupo que cobija a Air Europa (El Santander tiene la llave del Sector más allá de Globalia).

Juan Antonio Hidalgo es dueño del 9,1%, paquete que lleva meses queriendo vender después de que echaran a su hijo de Globalia. Por su parte, Banco Santander ostenta el 9,9% que ha heredado tras quedarse con el Popular, que entró en Globalia en 2005. Ese mismo año lo hizo Unicaja, que se quedó con un 7% a cambio de unos terrenos en Estepona. Por último, Abel Matutes controla el 5,14% que antes pertenecía a Javier Hidalgo, mientras que el 2% restante está en manos de la Fundación Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno.

Hace tres meses, como reveló preferente.com, el presidente de Globalia dijo que “quien quiera comprar que compre y quien quiera vender que venda”, respecto a la posibilidad de que su hermano, poseedor del 9,1 por ciento del capital, vendiera parte de sus acciones, y ha admitido que “si yo tuviera dinero compraría”, para aumentar el 51 por ciento del capital que tiene ahora del grupo turístico (Hidalgo: “Si tuviera dinero” compraría el 9% de Globalia que vende su hermano).

El presidente de Globalia, Pepe Hidalgo, no tiene intención de vender su casi 52 por ciento en el grupo que integra a Air Europa, luego de conocerse el interés de su hermano Antonio de deshacerse de su 9 por ciento, del que ha venido informando REPORTUR.com.ar. “Que los pequeños accionistas hagan lo que quieran, pero Juan José Hidalgo no va a vender”, ha afirmado (Pepe Hidalgo dice que mantendrá su 52% en la matriz de Air Europa).

Javier Hidalgo, hijo de Pepe Hidalgo y CEO del ‘holding’ desde septiembre de 2016, lleva meses, según adelanta El Confidencial este martes, buscando financiación para el 30% de Globalia que está en manos de otros accionistas, aunque “los bancos se han mostrado reticentes a prestar dinero a Globalia, que opera bajo las marcas Air Europa, Halcón Viajes, Travelplan y Be Live Hotels”, según el citado medio. Globalia perdió casi 20 millones de euros en el ejercicio 2016, el último fiscalmente cerrado.

Hidalgo ha mantenido contactos con Société Générale y posteriormente con Deutsche Bank para conseguir entre 300 y 450 millones de euros en los que se valoraba el 30% del ‘holding’ tomando como referencia lo que pidió la familia cuando la china HNA se interesó por tomar el control del grupo turístico​. Estos bancos pusieron pegas por el elevado endeudamiento de Globalia y las garantías ofrecidas para ese préstamo, que fueron los hoteles que la familia tiene en el Caribe, pero los bancos no accedieron a esta fórmula.

Ante ello, el CEO de Globalia ha optado por buscar el dinero a través de fondos de capital riesgo, y tendría ya dos ofertas de fondos que están interesados en entrar en el sector turístico, donde ya han tomado posiciones inversores como Blackstone y Starwood. Hay fuentes que señalan “que la recompra de este 30% es el paso previo a una operación de mayor calado, como podría ser una salida a bolsa o una integración en un grupo turístico de tamaño internacional”.

Air Europa se ha visto obligada a dejar en tierra temporalmente uno de sus aviones estrella, el Boeing 787-8 Dreamliner, pues como adelantó en primicia preferente.com, sus motores Rolls-Royce están teniendo problemas de desgaste y están teniendo que ser revisados, de igual modo que le está ocurriendo a otras aerolíneas que operan el mismo aparato (Revés para Globalia con los problemas del Dreamliner).

El pasado 4 de febrero, la aerolínea de Globalia tuvo que dejar en tierra su Dreamliner con matrícula EC-MIG, que fue el primero que recibió en marzo de 2016, “como consecuencia del desgaste excesivo de los álabes de la turbina de presión intermedia y del compresor de presión intermedia de los motores Rolls-Royce Trent 1000 del denominado ‘paquete C’” (Air Europa deja en tierra uno de sus Dreamliner por fallos de motor).


País

Sector

Acepto la política de protección de datos - Ver

Comentarios