Meliá, Sunwing e Iberostar

Las grandes hoteleras en Cuba concentran el crecimiento en la isla


L. M. F. | La Habana | 19 de mayo de 2019 1 comentario


TEMAS RELACIONADOS: , , ,


Meliá, Iberostar y Sunwing, las tres grandes cadenas hoteleras extranjeras siguen con su expansión en Cuba, hasta el punto de que la primera de ellas ha prorrogado 25 años el acuerdo con el Gobierno cubano y abierto en Varadero “el padre de todos los hoteles”, en palabras del ministro de Turismo de la isla, Manuel Marrero. Iberostar ha puesto en marcha su comercializadora de comida hotelera, LHC, “con el objetivo de asegurar la variedad y calidad gastronómica en la isla”, y Sunwing estrena su nueva marca Mystique Resorts.

En el caso de Meliá, su CEO, Gabriel Escarrer, tras confirmar la prórroga del acuerdo y el incremento del 25% al 35% de su participación accionarial, afirmó que al término de este año el grupo administrará 34 hoteles con 14.600 habitaciones.

“Estoy convencido de que Cuba es la perla del Caribe. Lo que puede ofrecer respecto a otros destinos del Caribe es único. No solo por su belleza natural o por sus playas, sino por su patrimonio cultural. Si a esto le añadimos la hospitalidad de la gente, que está entre las más altas del mundo, se convierte en una fórmula mágica. Por eso creemos que el desarrollo turístico de esta isla, que está solo en los inicios, tiene mucho que ofrecer”, señaló Escarrer.

Meliá posee establecimientos en Varadero, Cayo Santa María, La Habana, y muy pronto en Cienfuegos, Trinidad y Camagüey. “El año pasado venció el acuerdo mixto que teníamos por 25 años y lo hemos prorrogado por otros 25. En ese momento, Meliá decidió casi doblar su participación accionarial. Donde antes teníamos un 20% ahora tenemos ligeramente por encima del 35%, con lo cual estamos demostrando personalmente que creemos en ello”, agregó Escarrer.

De hecho, el Hotel Meliá Internacional, que la hotelera ha abierto recientemente en Varadero, ha sido calificado por el ministro de Turismo de Cuba, Manuel Marrero, como “el padre de todos los hoteles de Varadero”. Con 946 habitaciones, 13 restaurantes y 6 piscinas, la gran obra de la hotelera que lidera Gabriel Escarrer, emplea en el establecimiento modernas técnicas asociadas a las energías renovables.

GASTRONOMÍA. En el caso de Iberostar, la hotelera ha anunciado la puesta en marcha de la primera comercializadora mayorista en Cuba, LHC, “con el objetivo de asegurar la variedad y calidad gastronómica en la isla”.

“Este hito para el impulso del turismo en Cuba se ha desarrollado gracias a la colaboración entre la compañía de nacionalidad cubana AT Comercial e Iberostar Hotels & Resorts. LHC garantiza la prestación de servicios logísticos generalizados, incluida la importación, comercialización mayorista y distribución de mercancías de uso hotelero, especialmente alimentos que asegurarán y potenciarán la calidad de la oferta gastronómica en el país”, aseguran desde el grupo que preside Miguel Fluxá.

LHC empezó durante el mes de diciembre a distribuir de manera regular el suministro a sus hoteles en la Isla, entre los que se encuentran Iberostar Grand Packard, Iberostar Bella Vista e Iberostar Holguín, algo que pretenden incrementar y mantener estable durante todo este año.

Iberostar asegura que “responde así a dos pilares básicos para la compañía como son una oferta gastronómica diferencial y una permanente vocación al servicio, lo que la convierte en una de las hoteleras con mayor calidad y variedad de productos al incorporar en su oferta nuevos surtidos y menús. Esto les permitirá igualar los estándares de sus hoteles en Cuba con los que se ofrecen en sus establecimientos en todo el mundo”.

Además, Iberostar afirma que su compromiso “con la excelencia incluye un programa de formación a empleados locales. Chefs con dilatada experiencia en otros restaurantes de la hotelera y equipos formadores viajarán al país caribeño para trabajar con los chefs locales más destacados y compartir los conocimientos técnicos y gastronómicos que marcan la elaboración y el servicio en el resto de los hoteles Iberostar. Sin duda, una firme apuesta por el acceso y calidad gastronómica con la que Iberostar consolida su posicionamiento en la isla”.

Fernando García, Director General de Recursos de Iberostar, ha señalado que desde hace 25 años el grupo “tiene un firme compromiso con Cuba, así que estamos muy orgullosos de poder formar parte de este proyecto y de mejorar el sector gastronómico y el empleo en la isla.

NUEVA MARCA .Esta firme apuesta por la isla también se extiende a Sunwing, dado que Blue Diamond Resorts, la división hotelera que lidera Jordi Pelfort, abrirá la primera propiedad Mystique Resorts en Cuba, Mystique Palace Trinidad, además del Starfish Cayo Guillermo y Memories Trinidad del Mar.

Pelfort ha señalado que, como parte de su compromiso con Cuba, han incorporado estas tres nuevas propiedades a su portafolio nacional y están buscando constantemente oportunidades para crecer y tienen en discusión la posibilidad de una significativa expansión en los próximos tres años.

Blue Diamond Resorts sigue su expansión en el Caribe con aperturas en cinco destinos hasta 2020 –en México, Cuba, Antigua, Grenada y St Maarten-, de modo que con sus más de 15.000 habitaciones actuales continuará acercándose al podio a cadenas en la región integrado por AMResorts, Riu y Meliá, con unas 20.000 cada una.

Sunwing suma actualmente 20 hoteles en Cuba, 6 en República Dominicana, 5 en México y otros 5 en Jamaica; así como en Antigua, Costa Rica, Barbados, Santa Lucía, Tobago y Barbados, siendo el mayor grupo turístico norteamericano con una flota de más de 40 Boeing 737, en un conglomerado propiedad de Stephen Hunter, con Tui como socio con el 49 por ciento del capital.

GAVIOTA. El Grupo Gaviota, de su lado, ha apostado por Los Cayos, impulsando la renovación hotelera, así como la apertura de nuevos establecimientos para poner en auge este destino que forma parte de la Reserva Mundial de la Biosfera Bahía de Buenavista.

De hecho, en el último año han sido renovados en su totalidad 17 establecimientos hoteleros y han abierto sus puertas el hotel Las Salinas Plaza and SPA, de 67 habitaciones y el Sercotel Experience Cayo Santa María, de 660 habitaciones, a los que hay que añadir la apertura y puesta en marcha del Paradisus Los Cayos, una instalación 5 estrellas, con 802 habitaciones que refuerza la oferta de lujo de la zona y que es administrado por Meliá Hotels International.

Igualmente, se ha incorporado el Angsana Cayo Santa María, con 252 dormitorios, el segundo que administra la empresa de Banyan Tree Hotels & Resorts, que se estrenó en el destino desde hace dos años con el hotel Dhawa.

Estas instalaciones colocan al grupo, tal y como han resaltado desde Gaviota, a unos pasos de alcanzar la capacidad hotelera planificada en los cayos de Villa Clara, lo que se prevé lograr en lograr en 2020, cuando concluya la construcción de los hoteles La Salina Noreste y La Salina Suroeste, de 633 y 621 habitaciones, respectivamente.

LABRANDA.Por otra parte, MP Hotels, propiedad del grupo alemán FTI, ha desembarcado en Cuba con dos nuevos resorts de su marca insignia Labranda que suman un total de 1.243 habitaciones. Roula Jouny, CEO de Meeting Point International, señala que esta expansión reforzará su propuesta de negocio y les otorgará “una ventaja sobre nuestros competidores”.

Labranda Varadero y Labranda Cayo Santa María serán los dos hoteles que darán al grupo la posibilidad de instalarse en un mercado estratégico en el segmento vacacional. “Queremos convertirnos en un actor importante en el continuo desarrollo del sector turístico de Cuba, y nos sentimos muy felices de fortalecer nuestra relación con esta paradisíaca isla”, añadió Jouny.

El objetivo de MP hotels es crecer con sus marcas Labranda Hotels & Resorts, Kairaba Hotels & Resorts, Design Plus, Clubs y Lemon & Soul Hotels. Su presencia en la actualidad abarca cuatro continentes, más de 60 propiedades y supera las 14.000 habitaciones.

El hotel Labranda Varadero Resort es un establecimiento todo incluido con 443 habitaciones, ubicado en primera línea de playa, mientras que Labranda Cayo Santa María Resort, el más grande de estas nuevas aperturas, cuenta con 800 habitaciones. De hecho, el ministro de Turismo de Cuba, Manuel Marrero, había detallado en la clausura de FitCuba 2018 que FTI, donde se integra la cadena hotelera Labranda dentro de su receptivo Meeting Poing, “firmó un acuerdo para la administración de hoteles en Cuba y posicionar, a partir del próximo invierno, un avión para la realización de vuelos diarios entre Santa Clara y Europa”, así como la firma de una carta de intención entre Louvre Hoteles de Francia y Cubanacán para la administración de todos los hoteles que opera el receptivo cubano en Sagua la Grande.

CAPITAL. La Habana, que el próximo 16 de noviembre cumplirá 500 años, ha sido relanzada como un destino turístico renovado y actualizado, en el que no faltará la torre más alta de la ciudad, donde se ubicará un hotel de cinco estrellas, emplazado en El Vedado.

Y es que, más del 50 por ciento de los visitantes que llegan a la Isla lo hacen, precisamente, por su capital, y así prácticamente este polo citadino define la imagen del turismo en Cuba.

El programa con motivo del V Centenario contempla alrededor de 40 acciones, de amplia magnitud e interacción, ya sea en la construcción de instalaciones o en las transformaciones totales.

Entre ellas aparece, de forma destacada, la edificación del hotel más alto de la ciudad, ya en obras y localizado en las calles 25 y K, en el Vedado. El nuevo inmueble tendrá una altura de 154 metros y su terminación está prevista para 2022.

De acuerdo con fuentes de la Empresa Inmobiliaria (Almest), la instalación tendrá 42 pisos, 565 habitaciones y categoría cinco estrellas. Su capital será cien por cien cubano.

Esta edificación superará en altura a su vecino el Tryp Habana Libre (27 plantas y 70 metros), considerado en sus años inaugurales como el más alto y grande de América Latina y que aún conserva esa condición en la capital.

NUEVOS PROYECTOS.En el municipio Plaza de la Revolución, donde está enclavada la localidad del Vedado, están identificadas otras parcelas como parte del programa inversionista impulsado por Almest.

El objetivo de esa entidad es construir 7.500 habitaciones nuevas hasta 2025, distribuidas en diferentes localidades de la capital cubana como Miramar y La Habana Vieja. Todos los hospedajes hasta hoy proyectados tendrían categoría de cinco estrellas.

En sus más recientes planes de inversión, autoridades del Ministerio de Turismo pronostican alcanzar un total de 104.000 habitaciones hoteleras para el 2030 con el fin de cubrir la alta demanda en los principales polos turísticos del país caribeño como La Habana, Varadero, Holguín, cayería norte y Trinidad. Las nuevas capacidades de alojamiento se sumarán a otras inversiones destinadas a la creación de otras infraestructuras como marinas, parques temáticos y campos de golf.

CALIDAD. Las máximas autoridades cubanas han insistido, durante las sesiones celebradas recientemente en el Parlamento, en la necesidad de realizar, en el ámbito turístico, un mayor esfuerzo por la calidad y la eficiencia.

El propio ministro del ramo, Manuel Marrero, reconoció que, si bien los indicadores asociados a la calidad han ido mejorando, “ello no es suficiente si se tiene en cuenta que nos desenvolvemos en un área como la del Caribe con mucha competencia y siempre la diferencia la va a marcar la calidad que seamos capaces de ofrecer”.

En la esfera turística se necesita de todo, por lo que, tal y como señalaron, es necesario el respaldo de otros sectores vinculados a esta actividad, porque sólo así podrán despegar de forma simultánea.

De hecho, tal y como se puso de manifiesto, “aunque se ha avanzado algo, todavía en una parte de la red hotelera es inestable, por ejemplo, la presencia de hortalizas, frutas y productos de la industria nacional, muchos de los cuales pueden hacerse acá y sin embargo hay que traerlos de fuera”.

Cada día está más clara la importancia del turismo para la economía de Cuba, para su desarrollo en general, de ahí que estén muy en boga los encadenamientos productivos, lo que obedece a que aún la dinámica rama de la Isla importa todavía muchos productos que se podrían producir en el interior, por lo que parte de los ingresos generados por la industria del ocio son usados para adquirir fuera de fronteras artículos que “necesariamente deben ser producidos en el país”, según las autoridades turísticas.

CRUCEROS. Más de 800.000 cruceristas visitaron Cuba en 2018, lo que supone un incremento del 6,6% sobre el año anterior, lo que sustenta el crecimiento anual del número de turistas en la isla.

Esta modalidad, clave en las cifras globales de visitantes, concentra 25 barcos de 17 compañías internacionales, algunas de ellas entre las más reconocidas mundialmente, como Carnival Cruise Line y Royal Caribbean Cruise Line.

El exponencial aumento de ese tipo de turismo constituye no sólo un sinónimo de aceptación, lo cual fue destacado a fines del tercer cuatrimestre de 2018 por Cruise Critic, el sitio líder de reseñas de cruceros en internet, que por primera vez seleccionó a La Habana como mejor destino y puerto en el Caribe occidental y la Riviera Maya, sino también permite sustentar el crecimiento de las llegadas de turistas al país.

De hecho, durante 2018 llegaron a la mayor de las Antillas 4.732.280 visitantes internacionales, de los cuales el 18,5% viajó por vía marítima.

En este sentido, el académico y economista cubano, José Luis Perelló, explicó que las navieras abren nuevos itinerarios, con buques más atractivos, con mayores entretenimientos, con mayores facilidades, y van incorporando en sus itinerarios, primero destinos seguros y, en segundo lugar, aquellos que tengan recursos y atractivos nuevos, independientemente de sol y playa.

Para el economista, Cuba tiene recursos urbanos que se suman a la oferta de sol y playa, como la historia, el patrimonio y la cultura en todas sus manifestaciones. “Nosotros tenemos esa ventaja en el Caribe”, afirmó.

En tal sentido, al Gobierno le urge “buscar nuevas ofertas para que esos turistas que bajan de los barcos dejen más dinero, más cantidad de ingresos a las localidades a partir de lo que pueda ofertarse”.

MÁS VISITAS.La empresa Regent Seven Seas Cruises, única naviera norteamericana de lujo, con permisos garantizados para ofrecer viajes a este archipiélago, anunció más visitas durante este año y en 2020.

Carnival Cruise Line adicionó 23 travesías al Caribe, con escalas en La Habana, y divulgó que el próximo año abrirá una ruta desde Nueva York, en el estado homónimo, Norfolk, en Virginia, y Puerto Cañaveral, Florida.

Asimismo, antes de que concluyera el mes de febrero, Silversea se incorporó a la ruta desde Estados Unidos.

Buena parte de los cruceristas provienen de EEUU y el número podría ser mayor, de no verse obstaculizados debido a las medidas adoptadas por su Gobierno en junio del pasado año pasado, que dificultan los viajes entre los dos países y refuerzan el cerco económico, comercial y financiero contra Cuba.

PROYECTOS.Mientras tanto, las autoridades cubanas prevén el crecimiento de la infraestructura portuaria, incluidas cuatro terminales de cruceros para 2024 en la bahía de la capital cubana. Una empresa mixta, formada entre la corporación turca Global Ports Holding y la firma cubana Aries, administrará por 15 años dicho puerto tras un acuerdo suscrito en Estambul hace un año.

El grupo Global Ports, considerado el mayor operador de puertos de cruceros en el mundo, dejó saber que trabajará con sus socios cubanos en el diseño y especificación técnica del programa de inversión del puerto de cruceros, incluidas las nuevas terminales propuestas.

TRABAS. La Habana, entretanto, ha rechazado de forma rotunda las nuevas trabas que pone Estados Unidos para que los ciudadanos de la isla viajen a ese país a visitar a sus familiares, unas medidas que entraron en vigor el pasado 18 de marzo.

El ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez, condenó la decisión de Washington de reducir para los cubanos el tiempo de validez de la visa B2 de cinco años a tres meses, con una sola entrada.

El titular del MINREX, subrayó que “esa determinación constituye un obstáculo adicional al ejercicio del derecho de los ciudadanos cubanos de visitar a sus familiares en ese país”. La medida será aplicable al mencionado tipo de visa que es para visitas familiares, consultas médicas, viajes de turismo y compras, que hasta el momento se otorgaba por cinco años y permitía múltiples entradas.

Esta medida se suma al cierre de los servicios del Consulado de Estados Unidos en La Habana, a la interrupción injustificada del otorgamiento de visados a los cubanos, obligándolos a viajar a terceros países sin garantía alguna de otorgamiento de visado, y al incumplimiento de la cuota de visados establecida por los Acuerdos Migratorios. Esta decisión impone también altos costos económicos a los viajes familiares y de intercambio en múltiples áreas.

Por otra parte, hay que destacar que ninguna otra categoría de visa para nacionales cubanos será objeto de modificación.

Las autoridades norteamericanas argumentan que la decisión es en reciprocidad, pues la ley de inmigración de La Unión establece que las tarifas de visa y los períodos de validez de éstas sean similares con el tratamiento ofrecido a sus connacionales, pero el Gobierno cubano que no es cierto que esta decisión haya sido tomada con un criterio de reciprocidad.


Acepto la política de protección de datos - Ver

Comentarios

Ordenar:   nuevos | antiguos | más valorados

Una pena no mencione la Cadena Asiatica MGM Muthu Hotels que tambien apuesta por la isla y va en crecimiento de su llegada al pais. MGM Muthu Hoteles ya cuenta con 4 hoteles en Cuba, 1 en varadero primer balneario de cuba el Muthu Playa Varadero donde se ha realizado una importante inversion y remodelacion de la instalacion. En Cayo Guillermo de nueva contruccion ya abierto hace mas de 1 año el Grand Muthu Cayo Guillermo con 500 habitaciones para familias y este año la apertura del Gran Muthu IMperial, previendo abrir en el mes de Noviembre el Gran Muthu Rainbow primer hotel que sera dirigido al segmento LGBT. La cadena se diferencia por insertar en sus hoteles el autocno sabor de la India, incorporando restaurantes especializados con comida India y chef indio.


LA FIRMA


Sergio González Rubiera
Socio de Acti Consultores

Necesaria una Campaña de Promoción


OPINIONES ANTERIORES